En Se Vale preguntar, el último martes de cada mes lo dedicamos a hablar con personas que han tenido abortos con la intención de visibilizar esta elección y derrumbar los estigmas en torno a este tema. En este episodio de Se Vale Contar Historias de Aborto, hablamos con Tania.

Tania es madre de tres hijos, doula de parto, postparto y aborto. Su experiencia personal y profesional la han llevado a acompañar a personas en diversas situaciones reproductivas, incluyendo abortos. Ella comparte cómo su trayectoria como doula la inspiró a apoyar a quienes deciden no continuar con un embarazo. También nos habla sobre su propia decisión de abortar.

Tania habla sobre su primera experiencia de aborto, enfrentándose a una decisión difícil debido a su trasfondo religioso. Aunque no practica ninguna religión, creció en un entorno religioso que le inculcó una carga negativa sobre el aborto. Sin embargo, su primera pérdida de embarazo y la experiencia de ser madre joven la llevaron a reevaluar sus creencias y a decidir acompañar a otras personas en procesos similares.

Uno de los puntos más importantes que Tania destaca es la barrera económica para acceder al aborto en Puerto Rico. A pesar de ser legal, el costo puede ser prohibitivo para muchas personas. Ella relata cómo en sus dos experiencias de aborto tuvo que enfrentarse a la falta de recursos financieros y cómo las redes de apoyo y fondos solidarios pueden ser vitales para quienes necesitan este servicio.

Tania aborda el estigma asociado con el aborto, especialmente dentro de las comunidades religiosas. Ella enfatiza que muchas personas religiosas también abortan, aunque lo hacen en silencio debido al miedo al juicio y la condena. Tania nos habla sobre como contar estas historias es crucial para normalizar la experiencia y desestigmatizar el aborto.

Además, menciona la experiencia de haber abortado más de una vez y cómo esto puede llevar a un estigma adicional. Habla sobre la necesidad de normalizar el hecho de que las personas pueden decidir abortar en múltiples ocasiones y cómo las circunstancias pueden variar. También destaca la importancia de recibir un trato respetuoso y sin juicios en las clínicas de aborto.

Tania resalta la importancia de contar con redes de apoyo y de buscar personas con las que se pueda hablar abiertamente sobre la experiencia del aborto. A veces, el apoyo puede venir de extraños o de personas en línea, lo cual puede ser un recurso invaluable para quienes se sienten solos o estigmatizados.

Finalmente, Tania comparte su perspectiva sobre cómo el aborto puede ser un motivo de alivio y celebración. Ella aboga por ver el aborto como una decisión normal y válida, y destaca que las personas que abortan no son malas ni irresponsables. La decisión de abortar puede ser una forma de cuidar de uno mismo y de las circunstancias personales y familiares.

Las historias como la de Tania son esenciales para desestigmatizar el aborto y ofrecer una perspectiva humana y compasiva. Agradecemos a Tania por compartir su historia y por su valentía al hacerlo. Si estás considerando abortar y deseas más información o apoyo en este proceso, no dudes en sacar una cita hoy.